Ya sé que soy madre novata… ya sé que estoy abrumada, perdida y dudo de todo… ya sé que tú ya vienes de vuelta… y posiblemente tu intención sea buena… pero no, no esperes que siga paso a paso cada una de tus recomendaciones.

Y es que si te paras a reflexionar, cuando te conviertes en madre, es el momento en el que más gente tienes a tu alrededor, y al mismo tiempo en el que más perdida y sola te sientes. Nadie te pone una mano en el hombro para decirte, lo vas a hacer genial! Una mano que te ayude a mitigar ese miedo de no saber lo que haces, de dudar de todo. En su lugar solo te encuentras consejos, consejos y más consejos. Es mejor que hagas… y por qué no haces así… yo creo que si hicieses… NO, no me digas cómo lo tengo que hacer. Sólo dime, que haga lo que haga lo haré bien! Dime que no pasa nada por equivocarme. Que tendré tu apoyo cuando lo necesite. Que de los errores se aprende y se crece como madre.

No me digas que, así me va, o así le va a mi niño, por no seguir tu consejo. Un consejo que ni siquiera sabes que pueda serme de utilidad por mucho que te lo haya sido a ti. Que a lo mejor con tu niño fue un remedio sanador pero en el mío posiblemente no surta el mismo efecto. O sí, y aún así. Respeta mi opinión. Dime que hice lo que tenía que hacer, seguir mi instinto de madre. Aunque ese instinto sea el de no seguir tu consejo. Aunque sigas pensando que tienes la razón.

No me vengas con esos trucos de la abuela que se han quedado retrógrados. Buf!! Cuántas madres hemos tenido que luchar contra esto? Cuántas veces hemos tenido que escuchar: “se lleva haciendo así toda la vida y nunca pasó nada…” Pues te diré una cosa, que se lleve haciendo así toda la vida no significa que esté bien hecho. Y no, aquí no hay discusión posible. Por qué? Porque un bebe que llora no necesita que le mojes el chupete en azúcar, necesita a su madre. Y digo azúcar como podía decir miel. Sabes que la miel no es recomendable en bebes menores del año de edad porque le puede producir botulismo? Pero no pasa nada, como se lleva haciendo toda la vida. Porque no necesito que cada vez que cojo al niño en el colo me recuerdes que lo estoy malcriando y acostumbrando a los brazos. No me prives de darle calor, ese calor que tenía dentro de mi vientre y que ahora ya no tiene. No me prives de pegarlo a mi pecho para que escuche mi corazón, como hacía antes de salir a este mundo grande y frío, para que esté tranquilo. No me prives de disfrutar de mi niño. Llegará el día en que ya no pueda hacerlo y entonces… entonces me arrepentiré de no haberlo hecho. Y todo por qué? Ah! Sí… porque se hizo así toda la vida.

Está claro que cada madre vive la maternidad de una forma diferente. Cada una tiene sus propias experiencias, positivas y negativas. Pero nunca mejores o peores, sino diferentes. Basta de dar tanto consejo y tanta recomendación. Lo que necesitamos es apoyo. Que te de igual si le doy el pecho o no, si duerme conmigo o no, si le doy de comer mientras ve la tele o no, si decido que mi hijo coma chuches o no, que lo lleve a la guardería o lo deje con los abuelos o en casa… respeta mi decisión como si fuera la tuya. Porque aquí no se trata de quien tiene la razón o no, de quien es mejor madre o no. Esto no es una competición.

Dame consejos, si crees que pueden ayudar. Consejos que no vengan acompañados de coletillas. Coletillas como, así es mejor, ya te lo dije, así te va, siempre se hizo así…. En caso contrario, no te molestes. No quiero que me digas como lo tengo que hacer.

6 comments on “No me Digas Cómo lo Tengo que Hacer… Apóyame!!”

  1. Que gran razón, cuánta gente debería aprender a callarse si no le preguntan… y a dar consejos sin criticar ni juzgar al otro.

    Ahora no vamos con el librito de mapas si podemos tirar de google maps ni nos vamos a lavar al rio en vez de poner la lavadora, ¿verdad? Las cosas cambian, y eso no es criticar a los que hacían las cosas de otra manera, es aprovechar las herramientas y la nueva información.

    Ole ole y ole por este post <3

    • Justo, es ir adaptándose a los cambios. Y ya no eso, sino respetar que cada uno lo haga a su manera, ni peor ni mejor. Como su instinto le marca que debe hacerlo.
      Muchas gracias 😘😘

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *