Etiqueta: conciliacion

#Quedateencasa y… juguemos: 15 días, 15 profesiones.

Si hace unas semanas me hubiesen dicho que hoy estaríamos en situación de alarma por el coronavirus habría dicho que era una broma de mal gusto. Pero la broma no es tal broma, y la situación es la que es y ahora… ahora no nos queda más opción que la de responder como sociedad. Hay que dejar de pensar en uno mismo y actuar.  Actuar acatando las medidas que se están adoptando, estés más o menos de acuerdo, creyendo o no que se podía haber hecho de otra manera, nunca llueve a gusto de todos, como se suele decir. Pero si cierran los colegios, cierran negocios, aplazan eventos con mas o menos aglomeración de gente… no lo hacen para luego irnos a los parques, de vacaciones o de paseo… lo hacen para que nos quedemos en casa. Hay que tomárselo en serio porque es serio. Porque aunque podemos sentirnos perfectamente y pensar que por salir no pasa nada, sí que pasa. Este virus se transmite antes de tener síntomas, por lo que aunque pienses que estas perfectamente puedes ser portador. Tenemos que hacer todos consciencia de la situación, ser responsables y hacer caso a lo que nos están pidiendo para así evitar que el sistema sanitario se colapse. Porque debemos ayudar a todos los que se están dejando la piel en los centros médicos y hospitalarios cada día.

Sí, soy consciente de que no es una situación fácil, no lo es para nadie, pero no queda más remedio que adaptarse. Así que ahí van mis recomendaciones y mis propuestas para sobrevivir al coronavirus en casa con los más peques.

(más…)

Deseo de Navidad!!

Han pasado casi cinco meses y sin embargo te miro embobada, aun no me puedo creer que estés aquí conmigo, tan hermoso, tan lleno de vida, y tal como indica tu nombre, tan deseado… Hace nada eras mi deseo al apagar las velas de la tarta, al saltar la hoguera de san Juan, al comer las doce uvas de Navidad… Y ahora, aquí estas…. Después de meses de alegría, preocupación, desconocimiento, expectación…. Después de meses de lloros, risas, dolor, cansancio, noches enteras sin dormir, pero sobretodo, sobretodo FELICIDAD. Aquí estoy a tu ladito, incrédula de mi, incrédula de verte… Mis palabras son escasas, insignificantes, para poder expresar lo feliz que me has hecho. Me has cambiado la vida, has cambiado el significado a mi vida, has cambiado las prioridades a mi vida…. Y ahora mi vida eres tu! Ahora cuando vaya a apagar las velas, a saltar la hoguera de san Juan, a comer las uvas de Navidad… mi mayor deseo será verte crecer feliz y sano, que me perdones cuando te enfades conmigo por intentar educarte lo mejor posible, que esta unión tan grande que tenemos ahora no se acabe nunca, y nunca te olvides que tu madre siempre estará a tu lado.

(más…)