Hoy os voy a contar cómo hacer una marioneta a partir de un calcetín.

Porque seamos sinceros. Seguro que mi casa no es la única que tiene un cajón (o un apartado en el armario) donde vamos acumulando esos calcetines cuyas parejas se han esfumado por ciencia infusa. Y es que lo de la desaparición de los calcetines es tema de estudio. Una batalla perdida. Por mucho cuidado que tengamos siempre hay alguno que desaparece. No sé si la lavadora se los come, o tienen habilidades ninja para desaparecer delante de nuestras narices. Y nunca mejor dicho, porque precisamente, narices tiene la cosa.

(más…)